El presidente Sirio piensa utilizar armas químicas contra su propia población

Bashar Asad, presidente de Siria

Según declaraciones de Nauaf Al Fares, el ex embajador sirio en Irak, Bashar Asad presidente  de Siria no dudaría en utilizar armas químicas contra represores de su gobierno.

“Estoy seguro de que si el régimen de Asad fuera atacado por el pueblo, él respondería con armas químicas”, asegura el ex embajador. De hecho, cree que el líder sirio, al que describe como un “lobo herido y preocupado”, podría haber “usado, parcialmente, armas químicas en Homs”.

La cantidad de armas de este tipo que maneja el gobierno sirio ha sido uno de los grandes motivos por el cual varios países vecinos han intentado en vano poner paños fríos al conflicto sirio, Al Fares también aseguró que el gobierno de Asad está en constante colaboración con el grupo terrorista Al Qaeda.

El fracaso diplomático de la ONU  

El ex embajador sirio en Irak calificó de “fracaso” el plan de paz trazado por Kofi Annan, enviado especial de la ONU para el conflicto sirio, luego de lo cuál se descubrieron las intenciones de Rusia de vetar una nueva resolución para renovar el mandato de la Misión de Observación de la ONU en Siria, en el seno del Consejo de Seguridad.

“Ya es hora de que el Consejo actúe”

“Ya es hora de que el Consejo actúe. Tenemos que responder a la petición de Kofi Annan para que se inicie un proceso político en el país y para que haya consecuencias para quien no cumpla con su plan de paz”, indicó una fuente occidental del Consejo.

Para los países occidentales la petición de “consecuencias” que lanzó Annan en su última comparecencia ante el Consejo se debe traducir en la amenaza de sanciones a Damasco, quien tiene la primera responsabilidad de detener los enfrentamientos.

“El Capítulo VII se va a quedar en la resolución”, insistió el embajador de Francia ante la ONU, Gérard Araud, quien pidió, en clara referencia a Rusia y al posible uso de su poder de veto, que “cada país asuma sus responsabilidades” en Siria.

Rusia y China ya han usado en dos ocasiones -en los pasados octubre y febrero- su poder de veto en el Consejo de Seguridad de la ONU ante resoluciones occidentales sobre Siria.

El máximo órgano internacional de seguridad intentará seguir negociando para acercar posturas de cara al voto sobre la extensión del mandato de la UNSMIS, que, según fuentes diplomáticas, se mantiene pare este miércoles, 18 de julio.

Se espera al mismo tiempo que los esfuerzos mediadores que Kofi Annan y el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, realizan estos días con sendas visitas a Moscú y Pekín, respectivamente, influyan para que el Consejo de Seguridad encuentre el consenso.

Por el momento, Rusia bloqueó también hoy la condena que el Consejo quería emitir sobre la masacre de la semana pasada en la ciudad siria de Tremseh, donde murieron más de 200 personas, y en la que se reprobaba el uso por parte del Ejército sirio de armamento pesado contra núcleos de población.

Mientras tanto, la situación en Siria se agrava, según denunció este lunes la ONU, cuya subsecretaria general para Asuntos Humanitarios, Valerie Amos, alertó en un comunicado del “devastador impacto físico y psicológico” que el conflicto tiene en estos momentos sobre “cientos de miles de personas”.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Política y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s